En todas las  lenguas existentes  en diversas latitudes de la  urbe humana existen los elementos basicos  y esenciales que conforman una  lengua  como medio de expresión de una  realidad tangible que forma parte esencial de toda cultura,civilización  atravez de los tiempos  estos elementos   son el sujeto verbo y predicado estudiado por grandes especialistas   atravez del tiempo   de los clasicos babilonicos  ,chinos ,hindues  egipcios,griegos romanos  hasta  el presente  sin olvidar  a los clasicos de  los siglos XV ,XVI, XVII,XVIII  hasta la actualidad que hacen  elemento de relevante importancia   para  los idiomas.

SUJETO

sintaxis, el sujeto es uno de los sintagmas nominales requeridos por los verbos finitos no impersonales en las lenguas nominativo-acusativas, y por tanto , es uno de los elementos destacados de la mayoría de oraciones en esas lenguas.

En las predicaciones intransitivas, el sujeto es el único participante de la predicación verbal, por lo que en este tipo de predicaciones y desde el punto de vista semántico o lógico el sujeto designa el objeto, animal, persona o cosa abstracta de la cual la oración es una predicación.

Semánticamente, el sujeto puede tener muchos papeles diferentes: agente, paciente, experimentante, causa, etc. Morfológicamente puede tomar diversos casos nominativo, absolutivo, ergativo, etc. Sintácticamente, según el análisis generativista más reciente, se considera que ocupa la posición sintáctica de especificador del sintagma oracional o sintagma de tiempo.

En las lenguas con concordancia desinencial entre verbo y participante sujeto, se reconoce el sujeto como el núcleo del sintagma nominal que suele concordar en número, y en algunas lenguas también en género, con el núcleo del sintagma verbal o nominal predicativo.

El sujeto es un concepto sintáctico, y aunque en ciertas lenguas pueden usarse criterios fonéticos, morfológicos e incluso semánticos para identificar el sujeto, todos éstos últimos son falibles por lo que la identificación de sujeto debe atenerse en lo posible a la sintaxis.

En español por ejemplo el sujeto de un verbo en voz activa suele cumplir que

  • aparece antes que el verbo en oraciones afirmativas.
  • semánticamente es un agente activo.

Sin embargo, en una oración como "Me gustan mucho los helados en verano", no se cumple ninguno de los dos anteriores criterios. Por esa razón conviene usar un criterio puramente sintáctico, como por ejemplo la concordancia gramátical, así si consideramos las oraciones alternativas:

Me gustan mucho los helados en el verano.

Me gusta mucho el helado en el verano.

Me gustan mucho los helados en los veranos.

Se aprecia que el único elemento que obligatoriamente concuerda con el verbo en número es precisamente el sujeto, que en este caso ni ocupa el primer lugar en la oración ni es un agente.

Criterios fonéticos

En muchas lenguas del mundo toda oración completa requiere la presencia de un sujeto explícito. En otras lenguas por el contrario se acepta la posibilidad de que no exista un elemento fonéticamente realizado que pueda ser interpretado como sujeto, en estos casos se habla de sujeto elíptico. Finalmente algunas en las oraciones genuinamente impersonales (las relacionadas por ejemplo con verbos meteorológicos: llueve, nieva, ...) no existe sujeto semántico asociado. Aunque en las lenguas de sujeto explícito obligatorio suele aparecer un pronombre expletivo en la posición usual de sujeto, esto sucede en francés e inglés:

(1a) It rains

(1b) Il pleut

(1c) Ø llueve

En (1a) y (1b) aparecen los "pronombres vacíos" it y il que no tienen referente real.

Los tipos de sujetos existentes de acuerdo a criterios fonéticos son:

  • Sujeto expreso o explícito, que aparece en la oración: Pedro come manzanas.
  • Sujeto tácito, omitido o elíptico, el cual no tiene realización fonética explícita en la oración. En español muchas veces es reconocible por la desinencia del verbo, como en "comía peras" que puede referirse a 'yo, él o ella', no siendo completamente eliminada la ambigüedad. Un subtipo de este tipo de sujetos es:
    • Sujeto indeterminado, aquel que no puede determinarse, porque no se desea revelar o por desconocimiento del hablante. Por ejemplo, en la oración «mataron al vendedor», el sujeto no necesariamente es ellos, ya que pueden ser ellas o ustedes.
  • Sujeto vacío realizado por un pronombre de tercera persona, expresado fonéticamente pero sin significado real (en español no existe este tipo de sujetos). Criterios semánticos

Un criterio de identificación semántica del sujeto es ver de entre todos los nombres (más exactamente sintagmas nominales), cual de ellos tiene un referente que pueda ser experimentador o agente de la predicación del verbo. Si el verbo tiene forma pasiva entonces el sujeto puede ser también paciente.

  • Sujeto agente es el que realiza, controla o preside la acción que ejecuta el verbo, y por tanto aparece siempre en las oraciones activas: Pedro come peras / El rey ganó la regata.
  • Sujeto paciente es el que padece la acción realizada por el verbo y ejecutada por un complemento agente con la preposición por o de, que puede aparecer u omitirse; por eso es el sujeto de las oraciones pasivas: "La circulación fue desviada por la carretera (por el policía de tráfico)". "El paciente fue operado por el doctor". "Lorca era conocido de todos". "Se vende piso".
  • Sujeto causativo, es el que no ejecuta directamente la acción, pero la preside: "Felipe II construyó El Escorial'.

Otro tipo de sujeto sintácticamente complejo es el

  • Sujeto compuesto, aquel cuyo sintagma nominal posee dos núcleos: "Pedro y Luis salieron a pescar."
  • Experimentador, es el elemento que designa a un participante de la predicación verbal que no es un partícipe consciente o voluntario del estado o proceso predicado por el verbo. Típicamente los sujetos de las oraciones intransitivas que designan estado o actividad mental son experimentadores.

El sujeto en español

En español, para saber qué constituyente es sujeto en una oración cualquiera basta con cambiar de número al verbo: la palabra que debe cambiar de número para hacer sentido correcto es el sujeto:

A mí me gustan mucho los partidos de fútbol de la Juventus de Turín

*A mí me gusta mucho los partidos de la Juventus de Turín

El sujeto es el sintagma los partidos de la Juventus de Turín, porque hay que cambiar de número a su núcleo para que "no suene mal", es decir, la oración resulte gramaticalmente interpetrable.

Según otro criterio la gramática tradicional, para localizarlo hay que preguntar ¿quién? o ¿quiénes? al verbo. Ejemplo:

Alberto conducía a gran velocidad

Sin embargo, este último criterio de tipo semántico, conduce a problemas en oraciones de cierta complejidad como:

Me gusta escuchar a María.

Ocasionalmente también el criterio de concordancia puede fallar con sintagmas cuyo referente son colectivos:

La mayoría de personas lo considera aceptable (concordancia normal)

La mayoría de personas lo consideran aceptable (concordancia anómala)

El llamado sujeto inclusivo es aquel que no concierta en persona, pero sí en número con el verbo:

Los españoles somos así

El sujeto posee generalmente una estructura de sintagma nominal, sin embargo, un caso peculiar son los sujetos introcudidos por entre o hasta, como en:

" 'Entre Pedro y Luis acabaron la tarea"

"Hasta Paco quiso venir".

Aunque tome apariencia de sintagma preposicional, "entre... y..." cumple función de nexo coordinante y "hasta" no es preposición ya que no rige el caso del pronombre, decimos "Hasta yo puedo hacerlo" y no "Hasta mí* puedo hacerlo". En la teoría conocida como gramática transformacional, se define como sujeto al sintagma nominal dominado inmediatamente por la oración.

El sujeto, dependiendo de qué lengua, es o no un elemento imprescindible en la oración según no exista o sí exista un morfema claro que lo indique, de forma que, por ejemplo, en francés e inglés es preciso siempre especificarlo con un pronombre sujeto si no hay un sintagma nominal que lo represente. En español puede muchas veces omitirse, denominándose entonces sujeto elíptico: "Todos los días voy al trabajo" (Sujeto elíptico o tácito, yo). También se habla en este caso de sujeto desinencial (presente en la desinencia del verbo).

En las llamadas

oraciones impersonales, el sujeto no se realiza porque no es necesario, no interesa o no aporta ninguna información relevante, de forma que queda indeterminado:

Llueve

Huele a rosas

Se vive bien aquí

Hay muchos problemas de matemáticas

Basta con dos

Sin embargo, en las lenguas en las que el sujeto es indispensable para construir una oración gramatical, pueden utilizar pronombres expletivos como en la expresión inglesa «it rains» .

Sujeto en sintaxis

En la gramática tradicional la oración se consideraba una estructura sintáctica exocéntrica, en la ni el sujeto ni el predicado era núcleo de la oración, siendo la oración la unión de dos sintagmas de diferente tipo. De hecho se suponía que una oración tendría una estructura simple del tipo:

Sentence 01.png

Sin embargo, en el análisis generativista encontró más fácil hacer generalizaciones y formular algunos principios sintácticos, encontrados en las lenguas del mundo, suponiendo que todo sintagma es endocéntrico, en la línea la hipótesis de la X'-barra. En este tipo de análisis se considera el sujeto es el especificador de un sintagma de tiempo y, por tanto, sujeto a los principios de rección y ligamiento regulados por el núcleo de tiempo. En esta análisis la oración no es otra cosa que el sintagma que es proyección máxima del núcleo de tiempo, que está formado por los morfemas o marcas de TAM:

Sentence 02.png

Además en en el nuevo análsis suele aceptarse la hipótesis del sintagma determinante no como un sintagma nominal. Como los pronombres aislados tienen el rasgo [+determinado] eso explicaría porqué un pronombre aislado puede ser también sujeto.

Predicado

El término Predicado se emplea en varios campos:

· Monádico el predicado que necesita un argumento. Son los verbos intransitivos. Por ejemplo: «morir» _ V

· Diádico el que necesita dos argumentos. Son los verbos transitivos. Por ejemplo «leer» _V_

· Triádico el que necesita tres. Son los verbos ditransitivos. Por ejemplo «aconsejar» _V_ _

VERBO

El verbo es la parte de la oración o categoría léxica que expresa existencia, acción, consecución, condición o estado del sujeto, semánticamente expresa una predicación completa.

La gramática tradicional ha considerado que el verbo es el núcleo del predicado de la oración, aunque según el enfoque generativista serían las inflexiones verbales de tiempo las que constituyen un auténtico núcleo sintáctico de la oración o sintagma de tiempo.

En gramática tradicional se concibe el verbo como la palabra principal del predicado en la oración. Como designar y predicar son funciones básicas de toda lengua humana, todas las lenguas poseen verbos. Típicamente muchas lenguas diferencian entre dos grandes clases de categorías léxicas: en la primera estarían básicamente los nombres y en la segunda los verbos, aunque en algunas pocas lenguas estas clases no son disjuntas. Los adjetivos en algunas lenguas son tratados de manera similar a los nombres y en otras de manera más similar a verbos estativos. La predicación verbal típicamente incluye un conjunto de categorías primarias como la persona gramatical, el tiempo gramatical, el aspecto gramatical, y en muchas lenguas también categorías secundarias como género y número, aunque alguna de estas categorías puede faltar en una lengua concreta. Por ejemplo en las lenguas indoeuropeas, a diferencia de lo que pasa en lenguas semíticas, el verbo no incluye distinciones de género.